Stand de España en SIAL China.

China, mercado clave para los productos de alimentación y bebidas españoles

La industria española de alimentación y bebidas acude a SIAL China, feria que se celebra hasta el 18 de mayo en Shanghái.

China se posiciona como uno de los mercados  más importantes para las exportaciones españolas de alimentación y bebidas. En 2017, el gigante asiático se situó como el segundo mercado extracomunitario de destino de las ventas de alimentos y bebidas españoles.

Con el objetivo de mejorar la proyección de los productos españoles en este mercado, la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB) organiza el Pabellón Agrupado Español en SIAL China en colaboración con el ICEX, Extenda e Interporc. SIAL China es una cita imprescindible para el sector, especializada en la gran distribución y el canal HORECA.

Son 58 empresas españolas las que han acudido a Shanghái  para promocionar sus alimentos y bebidas, especialmente productos cárnicos, aceite, vino, conservas de pescado, aperitivos y zumo, entre otros.

“El producto español es altamente preciado en Asia. Concretamente, China ha demostrado en la última década ser un socio comercial de gran interés y con gran recorrido para nuestras exportaciones”, ha destacado Mauricio García de Quevedo, director general de FIAB.

Visita del comisario de Agricultura y Desarrollo Rural

En el primer día de SIAL, el Pabellón Agrupado Español ha recibido la visita del comisario europeo de Agricultura y Desarrollo Rural, Phil Hogan, que acompaña una misión comercial de empresarios y profesionales del sector agroalimentario europeo. El objetivo de esta misión es potenciar acuerdos e intercambios comerciales entre la Unión Europea y China, así como consolidar y extender la presencia de productos europeos en este mercado, donde España es un actor destacado.

Mercado clave

China se ha destacado en los últimos años como un mercado clave en la estrategia internacional de la industria española de alimentación y bebidas. La transformación social y económica, junto al crecimiento de la clase media y alta ha llevado a un cambio en la demanda de productos agroalimentarios entre el consumidor chino, más interesado por las pautas de consumo occidentales.

Así, las ventas de alimentos y bebidas a este país ya supusieron 1.112 millones de euros en 2016, un 49% más que en el año anterior. En el ejercicio 2017, el mercado chino consolidó su tercera posición en el ranking de exportaciones de alimentos y bebidas,  por detrás de la Unión Europea  y Estados Unidos. Si atendemos a la clasificación por productos, el sector cárnico es el que más interés despierta, seguido del vino, aceite de oliva, cerveza, y pescado congelado y conservas.

 

¿Quieres expandir tu empresa a otros mercados?

Exporta con JUMP!